Esther Esteban

Colaboradora política de elEconomista
Entrevista al senador del PP

Pasó de ser la cara y la voz de los populares en el Congreso a asumir por el PP la Secretaría tercera de la mesa en el Senado, pero no se queja, y solo con verle se desmonta el mito de la buena vida de los senadores. Sigue teniendo una agenda de vértigo, y aunque mantiene intacta su fama de "faltón", de ser el látigo de la oposición, porque utiliza su verbo fácil e inmisericorde para descalificar a sus adversarios, nadie le cuestiona su capacidad de reacción, y señalan, como virtud, que nunca se esconde y siempre da la cara, aunque sea para que algunos, en ocasiones, se la partan. De hecho, muchos de sus adversarios (ahora en la Cámara Alta), incluso los más opuestos ideológicamente hablando, reconocen que, en privado, mantienen con él una relación cordial porque "no es tan fiero el León como lo pintan". Rafael Hernando (Guadalajara, 1961), no se ahorra adjetivos calificativos a la hora de referirse al nuevo Gobierno al que se denomina "Sanchezstein". Dice que Sánchez es el peor presidente que ha tenido España, que "el Gobierno se ha convertido en una agencia de colocación de amigos, amiguetes, novios y cónyuges y avisa a Iglesias de que el presidente le traicionará a las primeras de cambio".

Entrevista al vicepresidente del Grupo Popular Europeo

Sigue siendo una de las caras y voces más reconocibles del PP en el Parlamento Europeo, donde se mueve como pez en el agua. Es no solo el vicepresidente primero del grupo popular europeo, sino también el representante de su partido en la Comisión de Justicia, la que tendrá? que analizar si finalmente se les retira la inmunidad a Puigdemont y Comín, lo que le da a su criterio un plus de actualidad. Ha sido el artífice de muchas de las buenas noticias que ha recibido nuestro país desde la UE y, tal vez por eso, no desfallece e insiste, una y otra vez, en que es falso que en Europa se esté doblando el pulso a las decisiones judiciales españolas. Sigue teniendo unos registros poco habituales en la derecha española: una amplia experiencia en cargos de responsabilidad política (desde consejero autonómico a diputado o senador), sin demasiados enemigos en sus propias filas y es un magnífico comunicador, capaz de enfrentarse sin despeinarse a cualquier debate televisivo por duro y correoso que sea. Algunos dicen que en eso, en su forma de ser y estar campechana, clara y directa, está el secreto de su éxito y por eso ha conseguido el respeto de sus adversarios ideológicos, a quienes él, a su vez, tiene en gran estima . "Los socialistas en el Parlamento Europeo han estado siempre con los constitucionalistas y juntos hemos puesto los intereses de España por encima de los de nuestros partidos. Espero que eso no cambie, tras el apoyo de ERC a Sánchez para su investidura", señala. Está convencido de que el Parlamento Europeo aceptará la petición de Llarena de que se levante la inmunidad de Puigdemont y Comín y pide cambiar la ley electoral para que nunca más un fugado de la justicia pueda presentarse a unas elecciones. Dice que, a partir de ahora, uno de los entretenimientos nacionales será ver la guerra de Pablo Iglesias y Pedro Sánchez "matándose en La Moncloa" e insiste en que el presidente "es el político más cortoplacista que ha conocido la historia de España, desde Godoy".

ENTREVISTA

La entrevista con Miquel Iceta Llorens (Barcelona 1960), concertada para hacerla coincidir su elección como líder del PSC , se celebra finalmente en plena negociación con ERC para la investidura de Pedro Sánchez en la que no ha sido, ni mucho menos, un actor secundario. Se hace con el compromiso de actualizarla según fuera transcurriendo la trepidante actualidad, y con la mirada puesta en la decisión del Tribunal Superior de Justicia Europeo y su polémica resolución "que hay que acatar porque no es un tribunal extranjero sino propio".

Portavoz del PP en el Senado

Si entras en sus cuentas de Instagram, Facebook o Twitter ves como su actividad aumenta a diario y buscar un hueco en su agenda es siempre complicado. No solo porque es el portavoz de su partido en el Senado, sino también miembro del comité de dirección, al tanto de casi todo lo que se mueve en el entorno de la calle Génova. Sigue siendo dentro del PP una especie de heterodoxo, con un enorme olfato político y se le considera uno de los pata negra populares más mediáticos. Javier Maroto (Vitoria, 1972) es amable y educado, y hace honor a su profesión de economista (Deusto), dando a los argumentos una precisión milimétrica, como queriendo evitar los cabos sueltos. Afirma con rotundidad, sobre la decisión del Tribunal europeo sobre Junqueras, que inmunidad no significa impunidad. Acusa a Sánchez de consentir que España dependa de delincuentes fugados y condenados por graves delitos, y dice que se ha puesto de rodillas ante los independentistas, aceptando que en Cataluña hay un "conflicto político".

ENTREVISTA

Cuando le preguntas qué va a hacer a partir de ahora, dice un "no lo sé" y añade que, de momento, va a trabajar en la Gestora, donde es el secretario general, hasta el congreso de marzo y luego "me gustaría volver como abogado a la actividad privada". Se había convertido en imprescindible en el engranaje parlamentario de Ciudadanos, en uno de los hombres fuertes que -haciendo honor a su cargo y condición de secretario general y número dos del partido-, era interlocutor necesario en cualquier negociación de alto voltaje, pero, como a otros muchos , las urnas le han dejado fuera de juego. José Manuel Villegas (Barcelona, 1968), abogado y padre de dos hijos, es amable y educado, correcto en las formas y muy analítico en el fondo. Rehúye el insulto o la crítica fácil a sus adversarios y no da puntada sin hilo. La entrevista se realiza en la sede de Cs en la madrileña calle de Alcalá, que algunos vieron en peligro tras la debacle, pero niega la mayor -"nuestras cuentas están saneadas"-. Dice que Cs ni ha muerto de éxito ni su destino será el de UCD, no se atreve a pronosticar si la candidatura de Arrimadas será la única, afirma que si el PP intenta hacerles una OPA va a fracasar y que no ha habido ninguna fuga de nadie relevante a otros partidos.

ENTREVISTA

Es la cara y la voz femenina más reconocible de Vox, y no solo porque es la presidenta de su partido en Madrid y su portavoz en la Asamblea madrileña, sino porque tiene una forma de ser y estar en política muy rompedora, hiperactiva en redes sociales y con gran presencia en medios de comunicación. Es la mujer que en su día se atrevió a irrumpir en una rueda de prensa de Puigdemont para entregarle unas esposas y un ejemplar del Código Penal al grito de "sin ley no hay democracia". Entonces se dijo que era lo más parecido a un escrache que haya hecho un político de la derecha, pero ni era la primera vez ni será la última en la que Rocío Monasterio (Madrid, 1974) -arquitecto de profesión que acabó la carrera con matrícula de honor o sobresaliente en todas las asignaturas, fundadora de su propio estudio, casada con el compañero de partido Iván Espinosa de los Monteros y madre de cuatro niños- rompe moldes. Cuando le preguntas si ejerció de arquitecto sin tener todavía el título niega la mayor y señala que lo que se ha publicado en ese sentido "es una campaña de desprestigio personal y político que la izquierda está emprendiendo con todos los dirigentes de Vox". Dice que el PSOE está claudicando ante los separatistas, lo que supone un acto de traición a los españoles. Insiste en que "el pacto de la vergüenza con ERC" lo pueden frenar el PP y Cs y afirma que estamos en manos del fugado Puigdemont "lo que da la medida del momento tan grave que vive España".

POLÍTICA

Cuando le preguntas por qué su partido no está dispuesto a una abstención patriótica en la investidura de Pedro Sánchez para impedir que ERC tenga la sartén por el mango, insiste en que eso desdibujaría su perfil de alternativa y añade que "Sánchez no es de fiar". Se llama Concepción Gamarra Ruiz Clavijo (Logroño, 1974), pero todos la llaman Cuca. Si bien aún no es muy conocida para la opinión pública, sí lo es, y mucho, en su partido donde forma parte del equipo pata negra de Pablo Casado, representando el ala más centrada del PP. Coordinó la campaña de las municipales y autonómicas del 26-M; lo ha sido todo en el ámbito local -desde concejala en Logroño a alcaldesa de esa ciudad entre 2011 y 2019- y vicepresidenta de la FEMP de 2016 a 2019. La entrevista con la vicesecretaria de política social de los populares se realiza a caballo entre la Carrera de San Jerónimo y su despacho en la calle Génova. Es amable y educada; hace honor, por la precisión de sus reflexiones, a su profesión de licenciada en Derecho especializada en jurídico económico por Deusto. Amante del deporte, no se pierde un concierto de U2 y disfruta de las pequeñas cosas de la vida, especialmente de sus sobrinos.

Entrevista al secretario general de CCOO

Cuando le preguntas si cree que habrá Gobierno de izquierdas, se muestra esperanzado pero cauto, y señala que ERC y otros deben tener sentido común para permitir que arranque la legislatura y sacar al país de la parálisis. Es la cara y la voz de CCOO, el encargado de capitanear el sindicato más importante de España. Unai Sordo (Bilbao, 1972) lleva ya dos años como secretario general y se mueve por Madrid como pez en el agua. Su carácter reservado, austero y cercano que, según afirma, hace honor a sus orígenes vascos y vallisoletanos, pero, sobre todo, a su amplia experiencia liderando el sindicato en Euskadi obraron el milagro de una renovación generacional sin sobresaltos, cosa muy inusual en estos tiempos. Se define como de izquierdas sin etiquetas, "de familia humilde y "jerséis heredados", y tiene una forma de hablar sosegada, sin calificativos y huyendo de las palabras gruesas. Dice que CCOO no dará un cheque en blanco "ni a un Gobierno del PSOE y Unidas Podemos ni a ninguno" y señala las prioridades, que pasan por una corrección en profundidad de la reforma laboral y la derogación de la última reforma de las pensiones para revalorizarlas de acuerdo al IPC.

Entrevista

El secretario general de UGT reconoce que se enteró del acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos por una llamada telefónica que le hizo Pablo Iglesias, minutos antes de anunciarlo en la rueda de prensa sin que en su partido hermano, el PSOE, le hubieran anticipado nada, pero no se queja. Muy al contrario, se muestra contento y esperanzado porque, finalmente, los partidos de izquierda hayan encontrado la forma de caminar en la misma dirección.

ENTREVISTA

Aunque es el vicesecretario de Relaciones Internacionales de Vox, su condición de diputado por Madrid le ha convertido en la cara y la voz de su partido, el portavoz en el Congreso, el que da la cara en los medios y el encargado de lidiar con los poderes económicos. Cuando a Iván Espinosa de los Monteros (Madrid, 1970) -licenciado en Económicas y Empresariales Icade, y máster en The Kellogg School of Management- le preguntas dónde ha estado el secreto del éxito para que su formación haya superado en escaños los pronósticos más optimistas dice, sin más, que están pegados a la realidad y no viven en un mundo imaginario y paralelo como el resto de los políticos. Señala que cada vez que sus adversarios les llaman fascistas, xenófobos, racistas, machistas y otros calificativos suben en votos porque están insultando a tres millones y medio de españoles. Pronostica que después de cuatro años de un Ejecutivo de izquierdas del PSOE y Podemos "que va a ser nefasto para España" el próximo presidente será Abascal. Señala que 300.000 votantes del millón nuevo que han conseguido provienen del PSOE. Tal vez por eso en Twitter suele afirmar que "la cultura no es de izquierdas, el patriotismo no es de derechas y el liberalismo no es pecado. Eso sí, progre es a progreso lo que carterista es a cartera" y esa definición se desliza a lo largo de sus respuestas. Tiene un discurso de derechas en estado puro, es educado y exquisito pero implacable cuando se trata de defender las señas de identidad de su partido.